Cuando los libros se ponen fomes

Amo leer. Desde que tengo memoria que siempre traigo conmigo un libro en la mochila/cartera/bolso, para leer en el metro o la micro, para matar los tiempos muertos cuando hay que hacer trámites/filas, para volarme un rato y no pescar a la gente alrededor mío.

El primer libro que me agarró fuerte fue Harry Potter, así que durante varios años no tuve problemas en encontrar algo que me entretuviera porque tomaba el tomo que tuviese a mano y lo releía una y otra vez. Pero ahora que Harry terminó, tuve que empezar a buscar otros horizontes. Al principio, me recomendaron sagas parecidas (libros para adolescentes, libros de aventuras) y me fue súper bien: amé Los Juegos del Hambre, me entretuve cualquier cantidad con Percy Jackson y con otros libros que no eran trilogías o sagas.

Mi problema empieza ahora, cuando ya leí todos los libros que me requeterecomendaron y estoy tiqueando la otra lista, la de los «y cuando termines estos… sigue con estos otros, quizás te gustan». No me han gustado.

Empecé una trilogía llamada «El Heredero del Guerrero» y, aunque el primer libro fue súper entretenido (me encanta la cuestión medieval), el segundo (El Heredero del Mago) me costó un siglo terminarlo y el tercero tuve que saltarme partes. Lo encontré lentísimo, bla bla bla, o quizás simplemente había perdido el interés en la historia.

Aquí va mi pregunta para ustedes. ¿Qué hacen? Si un libro no les gusta, a la mitad, ¿dejan de leerlo? ¿O se ponen obsesas como yo y aunque les duela y les de sueño y rabia, lo terminan a como dé lugar?

No puedo no terminar un libro. No puedo no saber el final. Puedo odiar a todos los personajes pero termino el libro igual. Me salto párrafos, me adelanto capítulos. Sí, hago trampa pero tengo que saber en qué termina la maldita historia.

Me pasó con un libro adorado por muchos: El Hobbit. Había leído El Señor de los Anillos en la adolescencia y me había costado terminar el primer libro, los otros dos fueron una delicia; y como nunca había leído la precuela, me tiré a la piscina el año pasado. Lo odié. Odié a TODOS los personajes. Me cargó la forma en que estaba escrito, me cargó que cantaran eternamente, me cargó que se quejaran por todo y que hablaran hasta por los codos. En mi vida me había costado tanto terminar un libro, pero lo logré.

Confieso que hasta me da un poco de susto empezar un libro nuevo ahora, sabiendo que es parte de una trilogía o saga. No quiero decepcionarme pero tampoco quiero quedarme sin leer algo que puede ser potencialmente maravilloso. Por el momento, estoy juntando libros unitarios. Nada de trilogías ni historias eternas ni nada. Hasta que los eche de menos. Porque sé que va a pasar y no quiero dejarlos de lado o enojarme porque se pusieron fomes. Nada más triste que odiar un libro (a menos que sea Crepúsculo, ahí sí).

17 comentarios sobre “Cuando los libros se ponen fomes

  1. Lo más difícil es cuando la persona que te recomendó el libro porque lo ama te pregunta qué te pareció, y ni siquiera has sido capaz de avanzar diez páginas porque simple% no enganchas con nada o te enchufan sin haberlo pedido libros que ni en mil años leerías, les dices eso, pero te responden que «éste es diferente!».

    Al leer, me tiro a la piscina no más, si no me meto en la historia en las primeras páginas, simplemente lo dejo, si ya llego al 1/4 del libro y empieza a guatear, aplico como tú el poder de síntesis para saber qué pasó al final.

    No hay vacas sagradas cuando se trata de gustos personales, eso es evidente. Por eso es un cacho recomendar (al menos para mí).

    Me gusta

    1. Yo no tengo problemas en decir que no me gustó un libro, sin importar quién me lo haya recomendado. Entiendo que no todos los libros son gusto universal. O sea, igual me duele en mi corazoncito si alguien encontró que Neverwhere es un bodrio (no ha pasado eso sí porque ese libro ES EL MEJOR EVER jajaa).

      Me gusta

  2. Depende del libro pue mujer! Hay libros, por ejemplo, El Señor de los Anillos que, simplemente por demorarse como 5 paginas describiendo una puerta, se da por no leído y adiós!
    Hay otros, que hay que darle un espacio de enganche. Me paso con THG, que el primer capitulo fue fome, no me engancho, hasta que lei el 3° (que es el capitulo de beneficio de la duda) y no paré. Me paso lo mismo con El Nombre del Viento hace poco.
    Y si te lo recomendaron alguien querido y no te gusto, hay que decir simplemente la verdad :B

    Me gusta

    1. HOLI.
      Como dije arriba, el problema no es mentirle a la persona que te recomendó el libro. El problema es si sigo leyendo o no? O sea, yo sigo hasta el final, aunque me salte párrafos o capítulos. Quería saber qué hacían ustedes, mis lectores. 🙂

      Me gusta

      1. Yo me los termino todos, es inevitable. Me pasa lo mismo que a tí, no puedo no saber qué cresta pasa al final, especialmente con los libros atormentadoramente malos.
        Pienso que «la letra entra con sangre» y me he dado cuenta que muchas veces he aprendido cosas de los libros más aburridos de la historia, así que nunca me he arrepentido.
        Y por último, si no te lees libros malos de vez en cuando, cómo reconocer los que son realmente buenos??

        Besos

        Me gusta

        1. Eso es cierto!! Y es como ver el vaso siempre lleno, que me gusta. Pero me han tocado libros tan recontramalos, que de verdad siento que se me achica el cerebro intentando llegar al final. Era más fácil cuando tenía el libro el papel, movía las hojas bien rápido no más y listo. Ahora tengo que llegar al capítulo nuevo. Pero igual lo hago. jajaja.

          Me gusta

  3. Nat
    Deberías leerte (al menos) el 1er libro de Dune. Yo encuentro que la saga es demasiado buena (e inteligentemente escrita), además te dan ganas de ser como los personajes (que son maravillosos) y salvar al universo…

    Yo sé que estoy un poco sesgada, pero en serio te recomiendo darle una oportunidad…
    Eso…

    Me gusta

      1. Es que la Madre Reverenda de la película es tan creepy que me dan cosa. Pero me gustaría poder comunicarme con el lenguaje de manos que usan porque sería top. Y agarrarme al Leto de la miniserie, obvio. Jajaja.

        Me gusta

  4. Yo lo dejo y es más, animo a mis alumnos a que devuelvan un libro a la biblioteca de la escuela y lo cambien por otro si no les está gustando. Si la lectura les disgusta o les aburre ya con 6 o 7 años, mal vamos. Yo he tenido por temporadas en las que insistía, ahora no tengo paciencia (aunque recientemente acabé el 2º de Game of Thrones después de tardar 3 meses en acabar el p*t* libro y de que no me enganchara en absoluto; dudo que siga con el resto).

    Jeje, me hace gracia que las razones por las que odiaste The Hobbit son las mismas por las que yo lo amo profundamente. Es tan tonto (se pasan el tiempo caminando y bitcheando) y en algún momento u otro del libro querrías estamparlos a todos contra una pared, Y aun así, me parece entrañable y es de esos libros que nunca me cansaré de leer 🙂

    (a ver si la película la odias menos, de todos modos! ;))

    Me gusta

    1. Oye, qué buena onda eres como profesora. A nosotras nos obligaban a terminar los libros sí o sí, hasta los 16? Ahí nos hacían elegir el libro que quisieramos y la prueba era contárselo a la profesora y contestar sus preguntas. En nuestra vida habíamos leído tan rápido. Jaja. Igual elegimos puros libros fáciles onda Isabel Allender 🙂

      Me pasó lo mismo con Game of Thrones. Terminé el segundo y dije no más. TODAVIA NO LLEGA EL PUTO INVIERNO. No.

      Yo estoy 100% segura que voy a amar la película. Me encantó LOTR y pongo las manos al fuego por esta también. Son de esos libros que hacen películas geniales (estoy compilando un post sobre eso, btw)

      Me gusta

  5. uF!! yo hay varios libros que no me he terminado y me encantaría hacerlo, pero no puedo, para mi no tiene sentido leer por suplicio =S .. además no me gusta eso de saltarse páginas, menos capítulos, no puedo, así que prefiero dejarlos de lado ..

    Me gusta

    1. Es que yo soy curiosa y NECESITO saber en qué termina, por último pa después poder comentarlo y saber en qué terminó. Si no es como que queda pendiente y en algún momento de la vida voy a tener que tomarlo de nuevo pa poder terminarlo! Prefiero adelantarme y llegar al final altiro.

      Me gusta

  6. Si me aburren mucho, los dejo por un tiempo para ver si es mi ánimo el que no «coincide» (lol) con el libro. Si al retomarlo no me sigue gustando, lo dejo. Pero comunmente la 2° vez no me sigue gustando… Soy muy de primera impresión. Y no me obsesiono con saber el final… por ejemplo Percy Jackson, me costó un siglo terminar el primero, no pude terminar el segundo y realmente como que no me interesa saber como termina (y eso que you AMO la mitología griega)

    Me gusta

Comenta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s